FAQ

PREGUNTAS FRECUENTES:

¿Cómo es una sesión de arteterapia?

En arteterapia utilizamos la creación artística para expresarnos. Las sesiones son normalmente una vez por semana y se realizan el mismo día, en el mismo lugar y a la misma hora, aunque se puede ofrecer un acercamiento flexible que podemos acordar en la primera visita. Al principio es común tener una mezcla de sentimientos sobre el hecho de venir a arteterapia, puede que te sientas nervioso al principio, pero poco a poco sentirás que este es tu espacio. Un arteterapeuta estará acompañando ese proceso en un ambiente confidencial y de apoyo.

Las sesiones individuales tienen una duración de 1 hora y las sesiones grupales de 2 a 3 horas.

 

¿Qué materiales o técnicas se utilizan?

En arteterapia usamos infinidad de materiales y técnicas, por ejemplo materiales de dibujo y pintura, tales como ceras, pasteles, acuarelas, acrílicos o carboncillo. También podemos emplear otras técnicas como el collage, la escultura o el modelado, la fotografía y el vídeo.

 

¿Tengo que saber de arte?

No tienes que saber de arte. Cualquier persona puede hacer arteterapia, independientemente de los conocimientos que tenga sobre arte. La voluntad de usar materiales artísticos es todo lo que se necesita. Lo primordial en arteterapia es el proceso de creación y la relación que se genera entre el usuario, la obra y el arteterapeuta.

 

¿Cómo fuciona la arteterapia?

La arteterapia puede ayudar a dar forma a aquello que es difícil de expresar verbalmente. Puede favorecer la comprensión de fuertes emociones y permitir que las imágenes de tu inconsciente afloren y se hagan conscientes. En arteterapia ocurre que los procesos que seguimos a la hora de hacer un trabajo artístico, la toma de decisiones o la metodología, son un reflejo de la manera en la que abordamos la vida. Por eso la arteterapia nos ayuda a conocernos mejor y a hablar de nosotros sin necesidad de decir “yo”, es decir, mediante el juego simbólico.

 

¿Qué sucede en la sesión inicial?

La primera sesión suele ser una conversación en la que podemos trabajar con materiales artísticos o no. Es una oportunidad para conocerte y saber qué aspectos de la arteterapia pueden ser útiles. En esta primera sesión podemos decidir qué es lo que más puede convenirte en términos de frecuencia y número de sesiones. En siguientes sesiones también descubriremos las maneras de utilizar los materiales artísticos que más te atraen.

 

¿Durante cuanto tiempo se asiste a las sesiones?

El número y la frecuencia de las sesiones es decidido por nosotros juntos durante la primera sesión, y está abierto a revisión durante nuestro trabajo conjunto. Las sesiones son generalmente semanales, aunque también se pueden plantear dos veces por semana, quincenales o mensuales.

Aunque una única sesión puede resultar eficaz, sugeriría trabajar durante al menos 3 sesiones, para permitir que nuestro trabajo tenga un impacto en el tiempo que transcurre entre sesiones y por lo tanto pueda ser más transformador. Dependiendo de tus necesidades, el trabajo a corto plazo se puede considerar como entre 6-12 sesiones, y a largo plazo periodos superiores a 6 meses.

 

¿Cómo es la política de cancelación?

Para cancelar una sesión se requiere una notificación con un mínimo 24 horas de antelación. Se intentará ver si la sesión puede ser reprogramada en esa misma semana o en otro momento.

¿Quién puede beneficiarse de la arteterapia?

La arteterapia beneficia tanto a adultos como a niños. Se emplea para mejorar el bienestar emocional, social, conductual y psicológico; para el desarrollo personal o cuando hay un conflicto con acontecimientos de la vida, tales como la pérdida de un ser querido, cambios en la estructura familiar, enfermedad, trauma o abuso.
Todo tipo de personas con todo tipo de antecedentes han asistido a arteterapia y han encontrado beneficios.

 

¿A qué puede ayudar la arteterapia?

La arteterapia puede ser particularmente útil cuando es difícil hablar de pensamientos y sentimientos y para comprender y gestionar mejor las emociones. Los arteterapeutas pueden trabajar en diversos ámbitos (educativo, clínico y social), utilizando el proceso creativo como forma de alentar a los participantes a explorar experiencias tales como:

-El duelo y la pérdida
-Depresiones
-Trastornos de la alimentación
-Traumas
-Autoestima y confianza
-Dificultades de aprendizaje
-Desarrollo de la creatividad y de tus fortalezas
-Cuidados paliativos
-Tratamiento de los problemas de aprendizaje, físicos o sensoriales
-Problemas complejos de salud mental
-Demencia
-Dificultades sociales y de comunicación

 

¿Qué formación tiene un arteterapeuta?

La formación oficial en arteterapia consiste en un máster de dos años. Existen diferentes programas de posgrado en los cuales los futuros arteterapeutas reciben formación específica en arteterapia y del ámbito artístico, psicológico y educativo.

 

¿Son confidenciales las sesiones de arteterapia?

Sí. A través de la confidencialidad la sesión se convierte en un espacio seguro, donde los sentimientos, emociones y pensamientos tienen vía libre, por ello toda la información compartida, incluidas las imágenes que realices, será tratada respetuosamente y de manera confidencial.

En caso de preocupación por la seguridad de un cliente o de divulgación de alguna información que pueda ser perjudicial para una persona vulnerable, tengo el deber de compartir estas preocupaciones con otros profesionales relevantes.

 

¿Qué sucede con los trabajos que haga?

Todos los trabajos realizados durante las sesiones son guardados bajo llave durante el tiempo que dure la terapia. En cualquier momento tendrás la oportunidad de revisar tus imágenes y tomar decisiones sobre lo que te gustaría hacer con ellas. Cuando las sesiones están llegando a su fin, algunas personas quieren llevarse sus trabajos y otras prefieren dejárselos al arteterapeuta o hacer un ritual con ellos. La decisión de cada persona es única.

 

¿Qué instalaciones son necesarias?

-Una habitación independiente, libre de interrupciones y apropiada para el trabajo en grupo e individual.
-Un lavabo con agua corriente.
-Un espacio para el almacenamiento de las obras que se pueda cerrar con llave.
-Materiales artísticos.
-Una mesa y sillas.